ACTIVIDADES
Vector Clínico
Seminario de Investigación sobre la Práctica Analítica
(SIPA)

Más allá de la Idealización y la impotencia: el pase

Por Cristina Gonzalez de Garroni

La Escuela está atravesada por la experiencia del pase, es lo que se extrae de la enseñanza de Lacan y de la experiencia de las escuelas de orientación lacaniana de la AMP. Esta afirmación abre una apuesta de trabajo en el seno de la NEL, que se hizo efectiva en la conversación sobre el pase en Bogotá.

Miller en su intervención durante las jornadas de la ECF en abril de 2010[1] para hablar del pase prefiere darle carácter de conversación a su intervención, marcando que, para abordar el tema del pase, la posición no es desde la teoría, sino desde la pregunta. El pase es entonces una incógnita, que va a movilizar la comunidad de trabajo de la Escuela desde diferentes perspectivas.

Podemos decir entonces, que la NEL está bien orientada, en primer lugar, al darle carácter de conversación a esta jornada de trabajo y en segundo lugar porque en las intervenciones de los miembros surgieron más preguntas que respuestas. El efecto que se puede recoger es entonces que la NEL está agujereada empujando esto el trabajo de Escuela.

Una de las reflexiones recogidas en el seno de la sede Caracas es la siguiente: ¿Si afirmamos que la Escuela no es sin el pase, cómo es posible que la NEL sea una escuela, sin contar con el dispositivo del pase? Es una pregunta y en ocasiones una preocupación de los analistas de la NEL. Fernando Gomez, permite ubicar el pase en el horizonte y en el centro de la Escuela, esto quiere decir que la política, en una escuela de Lacan, está orientada por el pase, toda escuela es el lugar donde se garantiza el devenir de un psicoanalizante en analista. Entonces, no es el dispositivo del pase el que hace a una escuela de psicoanálisis, es que la experiencia de la escuela esté atravesada por la experiencia del pase.

Esta afirmación más que aliviar a la comunidad de la NEL, es un llamado: ¿cómo estar a la altura de la escuela sin caer en la idealización ni en la impotencia? También es una advertencia a no dormirnos en la construcción de escuela y quedar como los lacanoides[2], que son aquellos psicoanalistas que si bien leen a Lacan y se han sometido a un análisis, no reconocen en el pase la garantía que otorga la escuela (la nebulosa lacaniana).

No contamos con el dispositivo del pase, el funcionamiento de la Escuela Una, es una manera de sortear esta ausencia, sin embargo, está claro que si el pase está en el horizonte y en el centro, la NEL está llamada a hacer encore un effort!

NOTAS

  1. Miller, J-A. Es Pase?, Lacaniana, anio VIII, no. 12, abril 2012, pp.125
  2. Miller, J-A. El Banquete de los analistas. Paidos. Bs. Aires,2000. Pp.211.